Paco Cortez a Correcaminos, ¿es enserio?

por Ricardo Flamarique

Justo cuando creíamos que Correcaminos estaba encaminado hacia una nueva etapa con la esperanza que fuera de éxitos, nos sorprenden con una decisión que no solo desconcierta, sino que también frustra las aspiraciones del equipo por mejores resultados.

La salida de Raúl “Potro” Gutiérrez, aunque sorprende, creo fue justa debido a los resultados, esto podría haber sido vista como una oportunidad para un nuevo comienzo, para una reestructuración que permitiera al equipo liberarse de las cadenas del fracaso. Sin embargo, la elección de Paco Cortez como su sucesor ha dejado a muchos con más preguntas que respuestas.

¿Qué criterios se utilizaron para elegir a Cortez como el hombre adecuado para liderar al equipo en esta nueva etapa? Los hechos hablan por sí mismos: en sus anteriores roles como entrenador, Cortez ha demostrado consistentemente una falta de resultados positivos. Su historial plagado de fracasos debería haber sido una advertencia clara para aquellos encargados de tomar esta decisión crucial.

Los números en Gavilanes de Matamoros:

Partimos que es en una Liga Premier, donde estuvo de Agosto a Noviembre de 2023, con 15 partidos jugados, con tan solo 4 triunfos, 6 empates y 5 derrotas, con 19 goles en contra y 21 goles a favor ¿ese es el salvavidas?

Con vestidor roto y pleitos con la prensa es difícil encontrar argumentos sólidos que respalden la designación. ¿Qué ha hecho para merecer este puesto? ¿Cuáles son sus planes concretos para sacar al equipo de la mediocridad en la que ha estado sumido durante tanto tiempo? Las respuestas parecen esquivas, dejando la incertidumbre y desconfianza de ser el hombre que el equipo necesita.

El fútbol se alimenta de resultados, y hasta ahora, los resultados de Cortez como entrenador no inspiran confianza. Su historial debería haber sido motivo suficiente para buscar alternativas más prometedoras, al menos en Liga de Expansión, donde nunca ha dirigido como el primer hombre, solo una etapa con Cancún de auxiliar ayudando a “Chaco” Giménez, sin embargo hay entrenadores más capaces de llevar al equipo hacia la grandeza que tanto se anhela, incluso con argumentos recientes para darles una oportunidad ganada a pulso.

Es comprensible que los cambios sean necesarios cuando un equipo no está alcanzando su potencial, pero esos cambios deben estar respaldados por una visión clara y un plan sólido para el futuro ¿cuál es el plan o proyecto de Corre?

Desafortunadamente, la elección de Paco Cortez parece ser más un paso atrás que un paso adelante para Correcaminos.

¿Ocurrencias? ¿Amiguísimos?

Los aficionados merecen más que una apuesta arriesgada basada en la esperanza de un milagro repentino, siempre se ha querido y buscado que Correcaminos sea congruente en sus decisiones.

Esperemos que esta decisión no resulte ser un error costoso para el equipo y que, en cambio, sea el impulso que necesitamos para finalmente alcanzar las alturas que tanto se han prometido, para ser equipo de Primera División se necesitan decisiones que acerquen a los éxitos que puedan dar resultados para aspirar a Primera.

Que tengan excelente día.

Envía un comentario