Ciudad de México, 5 abril de 2022.- El Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (Issste), a través del Centro Médico Nacional (CMN) “20 de Noviembre”, cuenta con innovadores tratamientos que han permitido controlar mejor algunas variantes del cáncer de pulmón y aumentar la sobrevida de pacientes hasta en cuatro años.

En el marco del Día Nacional del Cáncer de Pulmón, el médico oncólogo, Fernando Aldaco Sarvide, subrayó que esta enfermedad causa la muerte de una de cada 10 personas que fallece por tumores malignos en México.

Precisó que las nuevas modalidades de tratamiento son las inmunoterapias que activan el sistema inmunológico para atacar al cáncer y fármacos inhibidores de tirosinquinasa (ITQ), los cuales combaten variantes del padecimiento relacionadas con algunas mutaciones.

Explicó que el cáncer de pulmón implica muchas enfermedades. Entre estas,  hay las que tienen una mutación denominada driver que es susceptible a controlarse con un medicamento oral.

Estas nuevas modalidades de tratamiento, sumadas al recurso de la quimioterapia, permiten que los pacientes que tenían una expectativa de vida de un año, ahora la tengan por tres o cuatro años, enfatizó el especialista responsable de la Clínica de Cáncer de Pulmón.

El CMN “20 de Noviembre” recibe aproximadamente 60 pacientes al año referidos de todo el país con cáncer de pulmón, que se consideran casos complicados o de difícil tratamiento; otro porcentaje se atiende en los servicios de oncología de los hospitales regionales.

El también presidente de la Sociedad Mexicana de Oncología, destacó la importancia de sensibilizar a la población acerca de que el tabaquismo es el mayor factor de riesgo para contraer cáncer de pulmón.

Invitó a los derechohabientes con este problema, a acercarse a alguna de las 155 Clínicas para Dejar de Fumar https://bit.ly/3uszPEz con que cuenta el Issste en el primer nivel de atención para recibir ayuda y superar el tabaquismo, “porque quienes fuman pueden fallecer por cáncer o derivado de enfisema pulmonar”.

El especialista explicó que no hay un método de tamizaje que pueda hacer una detección temprana, por lo cual es relevante combatir el tabaquismo como una práctica de alto daño a la salud; actúa como factor de alto riesgo, no sólo para los fumadores, sino también para los denominados pasivos que inhalan el humo de quienes tienen este hábito.

Otros factores de riesgo son la exposición a biomasa, es decir, las personas que cocinaron durante mucho tiempo con carbón o leña, así como la exposición al asbesto en trabajadores de la industria petrolera.

El cáncer de pulmón no es de los más prevalentes, pero sí es de las enfermedades oncológicas con la mortalidad más alta, junto a neoplasias (tumores), sarcomas (tipo de cáncer que se origina en tejidos) y melanoma (cáncer de piel que surge cuando las células comienzan a crecer sin control).

Aldaco Servide refirió que en México se ha reducido la tasa de mortalidad por cáncer de pulmón. “A finales de los años 90 eran siete mexicanos de cada 100 mil y actualmente, es de 5.4 por cada 100 mil”.

Sin embargo, puntualizó, en el mismo periodo la mortalidad se redujo casi 50 por ciento en los hombres, en contraste con las mujeres, donde pasó de 3.7 a 4.2 por cada 100 mil.

En el Issste, el cáncer en general ocupó el tercer lugar en la carga económica de las enfermedades, después de COVID-19 y padecimientos respiratorios. En 2020 implicó un gasto anual en consultas, hospitalización y atención ambulatoria de seis mil 380 millones de pesos, y la inversión en medicamentos oncológicos representó 20 por ciento del gasto total en insumos para la salud, que fue de dos mil 151.3 millones de pesos. Lo anterior, de acuerdo con el Informe Financiero y Actuarial 2021 del instituto  https://bit.ly/3x4p5kn.

Galería