Por José Gregorio Aguilar

En la Misa Crismal el obispo Oscar Efraín Tamez Villarreal consagró el Santo Crisma y bendijo además el óleo de los catecúmenos y el óleo de los enfermos.

Esta celebración eucarística fue presidida por monseñor Tamez Villarreal y concelebrada por el presbiterio de la Diócesis, quienes renovaron sus promesas sacerdotales, su consagración y dedicación a Cristo y a su Iglesia.

En su mensaje, el Obispo pidió a toda la comunidad cristiana promover las vocaciones sacerdotales e hizo referencia a la enseñanza que Jesús dejó en el evangelio: “La mies es mucha pero los obreros pocos”, que significa la cantidad de personas que pueden aceptar y recibir al Señor Jesús como su salvador, pero cuando se trata de servirle, son pocos los que asumen este mandato.

La Misa Crismal es la primera celebración religiosa de los cuatro días más importantes de la Semana Santa y en la cual el Obispo presidió este ritual junto a los sacerdotes de los 20 municipios que conforman la Diócesis de Victoria, los que lucieron impecables vestimentas sagradas de color blanco.

En esta reunión del presbiterio con el líder católico, presenciada por cientos de fieles que, reunidos en la Catedral del Sagrado Corazón de Jesús, participaron con devoción. En este trascendental acto los clérigos guardaron fidelidad y renovaron sus promesas sacerdotales respondiendo con un “si quiero” cuando el Obispo les preguntó si querían seguir al servicio de Cristo.

En la parte final de esta misa especial, los santos óleos fueron bendecidos para los sacramentos del bautismo y de la confirmación del próximo año.

Como parte de las actividades de Semana Santa de la Iglesia Católica, este Jueves Santo se conmemora la Institución de la Eucaristía en la celebración de los Santos Oficios y se realiza el Lavatorio de Pies; posteriormente, el Viernes Santo, tanto en este templo como en el resto de las iglesias católicas, se llevará a cabo la ceremonia de adoración de la santa cruz y realizará la tradicional vía crucis

Para la noche del sábado se tiene prevista la Vigilia Pascual y el mediodía del domingo, también en todos los templos católicos, se realizará la misa que recuerda la resurrección de Cristo.