Por Lizeth Caballero.

Desde el sábado 2 de febrero, la Colonia Ampliación Industrial enfrenta una severa escasez de agua, situación que ha puesto a las familias de esta área en una posición delicada, obligándolas a gestionar con extremo cuidado el limitado suministro de agua disponible. La crisis ha llevado a muchos residentes a buscar soluciones alternativas, como la contratación de pipas privadas para llenar sus tinacos, una opción no viable para todos debido a su costo.

Así lo informó Aidé Susana Escalante Ávila, quien mencionó que la ausencia de un servicio regular de pipas ha exacerbado la situación, dejando a las familias sin una alternativa confiable para suplir sus necesidades básicas de agua. Dijo que las amas de casa, en particular, expresan una creciente preocupación por la imposibilidad de llevar a cabo las tareas domésticas cotidianas, desde la limpieza hasta la preparación de alimentos, todas dependientes de un suministro constante de agua.

Aclaró que se hace un llamado urgente a las autoridades competentes para que se aborde esta problemática de manera efectiva y rápida. La necesidad de restaurar el suministro de agua no solo es crucial para el bienestar diario de los residentes, sino también para garantizar la salud y la higiene en el sector, especialmente en un contexto donde el agua es indispensable para la prevención de enfermedades.

Por último, precisó que los habitantes de la colonia esperan con ansias una resolución que les permita retomar sus actividades normales sin la constante preocupación por el acceso al agua, subrayando la importancia de contar con servicios básicos eficientes y equitativos para todas las comunidades.