Por José Gregorio Aguilar

El Obispo de la Diócesis de Victoria, Oscar Efraín Tamez Villarreal, declinó opinar sobre el matrimonio igualitario, polémico tema que ha enfrentado a los legisladores locales y mantiene dividida a la sociedad.

Sin embargo, dejó muy en claro que la Iglesia Católica acepta y ofrece acompañamiento  a todas las personas sin importar ninguna condición o preferencia.

“Mira yo no quisiera meterme en esa cuestión que es cuestión política y creo que ahí ellos están en esa discusión que si realmente se lleva a verdaderas discusiones sabremos cual es precisamente la decisión final, no quisiera meterme lo que sí veo claro es que a nosotros como iglesia nos toca acompañar a todas las personas sin importar ninguna condición”.

Es importante mencionar que el Congreso de Tamaulipas dijo no a reformar cuatro artículos del Código Civil con lo que se reconocería legalmente a las parejas del mismo sexo que se quisieran casar; un diputado de Morena, Isidro Vargas propuso que el tema se discuta en un parlamento abierto para que sea la ciudadanía la que decida sobre el matrimonio igualitario, pero su propuesta fue rechazada.

Por otra parte, Monseñor Tamez afirmó que tras dos años de pandemia, se mantiene viva la fe de los católicos y eso se puede apreciar en la asistencia de los feligreses a los templos. Al respecto citó que antes y durante las celebraciones de la Semana Santa fue muy significativa la participación de la gente en estas festividades religiosas.