Primero no le di su debida importancia debo reconocer; en una nota sin chiste vi la información de que «el camarada» Pablo Gómez fue internado de emergencia en el Hospital 20 de Noviembre del ISSSTE, aquejado de….»Taquicardia provocada por deshidratación».

Enseguidita lo reportan como «estable» y confían en su pronto restablecimiento; sin embargo estimando sus condiciones laborales a través del sexenio federal en curso, permítame plantearle algunas reflexiones.

Hace menos de 48 horas el camarada Gómez, vejete exactamente de la edad del suscrito, dio información pública en las ya fastidiosas mañaneras, sobre terrible denuncia sobre la empresa de periodismo digital, Latinus.

Si bien de momento el camarada dijo no «investigar» a Carlos Loret de Mola y a su patiño Víctor Trujillo, en el imaginario colectivo se tiene otra impresión.

Por otro lado cualquier ciudadano medianamente inteligente razonaría que están en su derecho (la Unidad de Investigación Financiera de la SHCP, a cargo de Pablo Gómez) de investigar PRESUNTOS delitos relacionados con su función pública.

En lo que ningún derecho tienen, tanto el camarada presidente AMLO como su fiel camarada el señor Gómez, es en romper todas las disposiciones constitucionales que protegen la secrecía de los derechohabientes y contribuyentes mexicanos.

Sin mandato judicial y con la mano en la cintura el camarada Gómez, en la última mañanera presidencial ventiló datos personales de contribuyentes que presume son pillos.

Mi hipótesis es que el camarada Pablo Gómez después de su atrevida denuncia y ya asimilando su situación personal presente y futura, se planteó…..

—Supongo que después del primero de octubre mi presidente seguirá «blindado» por la señorita Claudia, pero a mí…….¿Quien putas me salvará del ataque de éstos dos cabrones que se cobrarán la afrenta ?.

En efecto el camarada, aunque tarde, asimiló en toda su crudeza el lío en que lo metió su también camarada presidente AMLO.

Frivolizada la justicia y la persecución REAL de los delitos, el actual régimen federal es un campeón del cinismo y la cachaza; sin negar nosotros que pudieran ser campeones también de la tranza y el chayote, Víctor y Loret de Mola, lo que aquí afirmamos sin titubeo es que quien mas debe respetar la ley, es decir sus autoridades constitucionales, son quienes con mayor frecuencia y frivolidad la violan, y hasta lo gozan en público.

Sin mas rodeos: el camarada Pablo Gómez, cuando DIMENSIONÓ el lío en que lo metió el camarada presidente y calculó la reacción terrible que al respecto tendrán Víctor y Loret de Mola después del primero de octubre entrante, se preguntó…¿En que hoyo me voy a esconder de este par de cabrones?.

Y ahí le vino el soponcio al camarada titular de la UIF; mas de 50 años de vida pública y ha salido libre, impune dicen sus adversarios también camaradas, de cualquier eventualidad política y /o administrativa.

Y ahora en julio del 2024 el camarada presidente lo ha colocado en la situación mas difícil de esa larga y cómoda vida de «izquierda»:

Herir y alborotar en su cesta a las dos víboras cuatro narices mas peligrosas de la comunicación mexicana: el joven Loret de Mola y el payaso «Brozo».

Bajo esta sospecha……..¿No se explicará usted la «taquicardia provocada por deshidratación» que derivó en su urgente hospitalización?.

Acá en el rancho, a los que tenemos miedo de meternos de GRATIS en problemas políticos, nos dicen con cariño…..

¡¡¡Culito, culito; pero sanito sanito»!!

Saludos Bernabé Ochoa Vélez, donde quiera que te encuentres y espérame sentado porque quiero tardar en acompañarte.