De no haber sido el magnífico político que es, el presidente Andrés Manuel López Obrador hubiera sido un destacado docente. Nadie puede negar que las conferencias mañaneras que le han dado celebridad en el mundo se convierten casi siempre en cátedras de historia de México y gracias al tabasqueño muchos mexicanos podemos rememorar las clases que recibíamos en la primaria, la secundaria o en el bachillerato ya que la información que proporciona en un espacio más noticioso que académico es muy elemental. Los presidentes Benito Juárez, Francisco I Madero y Lázaro Cárdenas son los protagonistas principales teniendo como antagónicos a los impulsores del capitalismo salvaje como han sido el general oaxaqueño Porfirio Díaz Mori, el economista chilango Carlos Salinas de Gortari y el abogado Michoacano Felipe Calderón.

De haber sido maestro AMLO hubiera sido demasiado aburrido pero como tiene un público cautivo en el Salón Tesorería de Palacio Nacional pues todo mundo soporta sus frecuentes redundancias sobre los héroes que nos dieron patria. La prensa neoliberal se burla de las clases de historia del presidente, sin embargo, mucha gente, sobre todo los mayores de 40 años, consideran que el ejecutivo federal cumple una tarea de primer orden porque no se conforma con conducir atinadamente los destinos nacionales sino que se da tiempo para tratar de formar adeptos para la cuarta transformación mediante el impulso de la nueva ideología que define como el humanismo mexicano. Consciente de que su exitoso modelo está sometido a diarios bombardeos de los medios neoliberales, el presidente machaca sobre consolidar la revolución de las conciencias.

Con mucha frecuencia, mientras me preparo para partir a cumplir con mis tareas laborales, escucho parte de las mañaneras de AMLO y esta semana pude notar que hablar de su jubilación, de cuánto va a cobrar como pensionado y de que se va a retirar a descansar a su finca de Palenque, Chiapas, le ha provocado una especie de nostalgia adelantada pues se apartó un poco de su cátedra de historia de México y decidió hablar de periodismo diciendo que la crónica es un género en desuso. Alguien le mencionó que Miguel Reyes Razo hace las crónicas de sus conferencias que se transmiten por canales oficiales, sin embargo, comentó que ya no se hace periodismo como antes. Curiosamente recordó a Fidel Samaniego como magnífico cronista político (reseñaba en El Universal las actividades presidenciales de Salinas de Gortari). El patriarca tabasqueño se ve fatigado, se ha ganado sobradamente su pensión.

La UNIVERSIDAD Autónoma de Tamaulipas entregó la primera generación del programa de educación bilingüe egresada de la Escuela Preparatoria 3 en Ciudad Victoria, cuyo logro destaca el esfuerzo de estudiantes, personal docente, directivos y padres de familia sumados a los proyectos de mejoramiento de la educación que impulsa el rector Dámaso Anaya Alvarado. En una emotiva ceremonia se entregaron constancias de acreditación al conjunto de estudiantes del bachillerato que conforman el primer grupo de jóvenes que concluyó el programa intensivo en inglés. Treinta y dos estudiantes fueron reconocidos por su dedicación y compromiso durante el programa, recibiendo reconocimientos de manos de los docentes que formaron parte de su formación en este periodo.

A nombre de la comunidad estudiantil, Estefany Gutiérrez Zapata y Carlos Castro Aguilar compartieron su experiencia en el programa, destacando los beneficios de formar parte de este proyecto pionero en el bachillerato de la UAT, y agradecieron la oportunidad de expandir sus habilidades lingüísticas y académicas. Asimismo, la maestra Valeria Treviño Saldívar, docente que ha sido parte importante de este programa implementado por la Dirección del plantel a cargo de la maestra Maribel Soberón García, compartió su visión y experiencia sobre esta iniciativa, destacando el impacto positivo en el desarrollo personal y profesional de los estudiantes.

Durante la ceremonia se proyectó una semblanza de imágenes de las actividades y momentos compartidos durante los tres semestres que integraron el programa, resaltando el esfuerzo conjunto entre estudiantes, docentes y autoridades de la UAT que demuestra el potencial y la calidad de la educación impartida en la institución. Cabe mencionar que la iniciativa de este grupo bilingüe surgió como un proyecto piloto en la Preparatoria 3 de la Universidad, con el propósito de seleccionar a aquellos estudiantes con un nivel avanzado de inglés para cursar materias en ese idioma.

EL DOCTOR Jacinto Treviño Carreón, investigador de la Facultad de Ingeniería y Ciencias de la UAT, comentó que el proyecto se deriva de una iniciativa que encabeza la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) denominada “Auge mezcalero y deudas de extinción: Investigación interdisciplinaria hacia la sustentabilidad», en la que participan más de cincuenta investigadores de todo el país. En lo que corresponde al trabajo en Tamaulipas señaló que está enfocado en conocer la ecología de los magueyes en la sierra de Miquihuana, principalmente las especies de Agave montana (maguey chino) y Agave gentryi (maguey verde).

Explicó que se busca evitar la pérdida de las especies de maguey mezcalero, y en ese sentido, citó como ejemplo que el maguey tequilero ya no existe en poblaciones naturales, sino solamente en forma de clones que son sembrados, pero ya no se les permite florecer ni producir semilla, lo que ha llevado a la erosión genética de esa especie. Señaló que en una de las fases del proyecto se produce la germinación de semillas de estas especies de maguey bajo condiciones de laboratorio, así como el crecimiento de plantas en vivero para posteriores experimentos en el campo. Detalló que también se trabaja en la germinación de semillas de diversas especies de árboles que son utilizados para reforestar áreas que se han perdido, con la finalidad de recuperar espacios para reintroducir los magueyes que se están produciendo.

El investigador Treviño Carreón explicó que, además de utilizar técnicas reproductivas de las dos especies de maguey, se investiga cómo se pueden producir las semillas de forma natural, además de identificar en ese mismo experimento a especies de polinizadores que aprovechen de manera más efectiva los recursos de polen y néctar de la flor de maguey. Agregó que mediante la plantación de magueyes en su entorno natural y durante el monitoreo de su desarrollo se estudian también especies de hongos que ayudan al crecimiento de la planta, lo que permitirá en un futuro aislarlos y producirlos como biofertilizantes naturales para plantas.

AMÉRICO Villarreal Anaya reconoció a la máxima casa de estudios como aliada de la transformación que impulsa para Tamaulipas. “Solo quiero decir, señor rector, el orgullo que es para mí poder declararme nuevamente como un aliado de la renovación institucional y del fortalecimiento de la Universidad Autónoma de Tamaulipas que está consiguiendo», expresó, tras celebrar el plan de trabajo del MVZ Dámaso Anaya y el compromiso de la comunidad universitaria. “Bienvenidos a esta nueva etapa de impulso a la responsabilidad social universitaria, de regeneración institucional, de unidad, entendimiento y colaboración entre las y los integrantes de esta gran comunidad».

“Les felicito nuevamente; es un honor estar en este acto de tanto significado y poder sumarme con ustedes a la voz universitaria que celebra su historia, su destino y su transformación. Verdad, Belleza y Probidad», asentó Américo Villarreal. En la ceremonia, el rector Dámaso Anaya entregó al gobernador el documento impreso del Plan de Desarrollo Institucional 2024-2028, del que también hizo entrega a la Asamblea Universitaria en una sesión previa a esta ceremonia, en cumplimiento del Estatuto Orgánico de la UAT. En este marco, dio la bienvenida a Luis Armando González Plascencia, secretario general ejecutivo de la ANUIES como invitado especial.

En su intervención, Dámaso Anaya dijo que la UAT tiene un nuevo perfil alineado al movimiento de transformación de Tamaulipas, y que este documento no solo recoge las voces y sueños de la comunidad universitaria, sino que también establece una ruta clara hacia un futuro inclusivo, más humano y sostenible. “Señor gobernador, el nuevo perfil de nuestra universidad está definido y se alinea al gran movimiento de transformación que usted conduce, y es congruente con los objetivos máximos de su visión humanista. Responde a su llamado para construir la paz, elevar el bienestar social, garantizar todos y cada uno de los derechos humanos y lograr una prosperidad inclusiva y sostenible».

Señaló que en esta nueva etapa de transformación existe el compromiso de lograr el gran despegue de la UAT, y que este planteamiento “es un testimonio de nuestra responsabilidad social y de nuestro deseo de actuar en consonancia con las necesidades y realidades de nuestro tiempo». El rector detalló, en una presentación multimedia, los ejes y estrategias transversales del Plan de Desarrollo Institucional, que busca preparar a los estudiantes a través de una formación integral, pertinente, dual y flexible. Este plan propone más oportunidades de ingreso a las aulas universitarias, nuevas carreras y especialidades, reafirma también el compromiso con la revalorización de los docentes.

Correo: [email protected]