Ni tarde, ni perezosos, el gobierno estatal de cuarta, luego de que lograron pagar una migaja por la liberación de la vía para el cobro de cuota en la carretera “Rumbo Nuevo”, la cual están por iniciar en poco tiempo, también entró en vigor la ocurrencia de la dirección estatal de tránsito en el Estado, la cual inició con una cara de ángel, pero al rato se verá la otra cara que es la del diablo.

Digo esto, porque estás dos acciones o mejor dicho ocurrencias, serán más que todo recaudatorias; es decir tienen un fin determinado “sangrar” al pueblo de Tamaulipas, porque ambas medidas eso son y sino para el baile vamos.

Estas ocurrencias, son por desgracia dadas desde el Congreso de Tamaulipas, como esta creación de la dirección estatal de tránsito, no se diga de la privatización de la carretera estatal y que según la inversión es Asociación Pública Privada, dicen que para evitar accidentes, cuando dicha rúa debe ser atendida por el gobierno del Estado, a través de la maldita secretaria de Obras Públicas que maneja a su antojo, Pedro Cepeda Anaya.

Este es el humanismo que se habrá de realizar en Tamaulipas, donde con ocurrencias de esa índole, le pegan al bolsillo, ya no de los Tamaulipecos, sino de quienes habrán de cruzar por el Estado, luego de que estos decretos aprobados por los diputados de Morena, vendrán sólo a perjudicar las arcas de los ciudadanos.

Cabe destacar que ni en la campaña política del actual gobernador de cuarta, se habló de privatizar la carretera “Rumbo Nuevo”, muchos menos que el diputadito de cuarta el tal, Elifa quien propuso la dirección estatal de tránsito, hizo mención en su campaña primera a legislador, sino que fueron sacadas de las magnas con el único propósito de afectar la economía de los pobladores locales y foráneos.

Estás ocurrencias, son y serán graves por el lado que se vea, altamente recaudatorias, pero como siempre quien paga los platos rotos es el pueblo, mientras las autoridades se sirven, más no sirven que es el peor del caso y hoy estás dos ocurrencias, es el inició del humanismo de cuarta que se habrá de vivir a partir del primero de octubre de este año.

Dichas medidas que son doble cara, porque como lo escribo por un lado te ponen cara de ángel y por otro la del diablo, ya que el objetivo con estás ocurrencias es sacar dinero como sea y si es por reformas a leyes y aprobadas por los diputados locales, entonces veremos a partir del primero de octubre; es decir con las 66 legislatura, más ocurrencias como estás que denigran y afectan la economía de la ciudadanía.

De esta manera es como el gobierno y diputados utilizan el “voto” de las urnas electorales, donde una vez favorecidos, se sienten la mamá de las gallinas de los huevos de oro, además se sienten amasados a parte; es decir nacen en cuna de seda y quieren ser los niños Dios, cuando la realidad es otra y es sangran al pueblo con estás ocurrencias.

Esperemos que se acaben estás ocurrencias que hacen daño al pueblo, lo que se necesita son acciones más claras y se atiendan las necesidades reales y no hacer medidas recaudatorias cómo estás, cuándo el gobierno debe atender de manera directa y declarar, por ejemplo, el Estado de emergencia en cuestión hídrica, así como exigir al gobierno federal para que pague a los productores y y no les estén dando atole con el dedo.

En fin, veremos si existen acciones más claras para el Estado y no acciones que perjudiquen al pueblo como con estás dos ocurrencias que son sin lugar a dudas recaudatorias, por el lado que se les vea, qué “vergüenza”.

Por hoy es todo.

HASTA LA PRÓXIMA.

Correo Electrónico.

[email protected]