El cáncer de mama es uno de los tipos más agresivos de esta enfermedad y octubre, es el mes elegido para dar visibilidad a esta problemática, pero también crear conciencia sobre sus posibles soluciones.

“El cáncer no se puede prevenir”, afirma el Dr. Fabián Hernández, Radiólogo Intervencionista con especialidad en cáncer de mama. “Hay muchos factores que intervienen o que se presentan con la enfermedad y el dinamismo de la mujer actual ha traído muchos cambios. Con esto no quiero decir que antes las mujeres no se morían de cáncer de mama, el detalle está en el tabú que existía, pues anteriormente no nos dábamos cuenta de qué se morían”.

“¿Quienes se empezaron a dar cuenta? Los que preparaban los cuerpos, al momento de vestir a la difunta caían en la cuenta de que algunas tenían bultos en el pecho. La estadística previa dice que no es que no existiera el cáncer de mama, sino que no existía la apertura para que las mujeres pudieran hablar de ello”.

“Los factores sociales y el machismo en la dinámica familiar, fueron algunas de las causas de la situación. Afortunadamente, ellas tienen un papel mucho más activo e importante en la sociedad y tiene menos prejuicios para realizarse estudios”.

Cuando te toca, te toca

Sin importar el estado de salud general de una persona, el cáncer puede aparecer, sin aviso y aparentemente, sin motivos. “Existen factores generales como el tabaquismo o el alcohol, pero también puede existir el factor predisponente que es una ligadura con la parte materna. Si existió alguna mujer que haya sufrido la enfermedad, ya sea mamá, abuela, tías, hermanas, existe una posibilidad del 30% de ‘heredarla’”.

“Yo creo que todas las enfermedades son emocionales, obviamente la cara que pongamos frente a alguna adversidad, hará que el camino se sencillo o se dificulte.

Es un tema muy extenso, pero el cuándo le informas a una persona que tiene cáncer de mama, significa que la enfermedad ha llegado a un hogar, pues afectará a todos los miembros de la familia”.

La piedra angular de la detección: la autoexploración

Que una mujer conozca a fondo su cuerpo, es importantísimo para facilitar la detección oportuna de una anomalía.

Pero la parte médica tecnológica, ocupa una especial relevancia al momento de encontrar tumores que no se tocan. “Nosotros hemos encontrado cánceres de menos de un centímetro, que ni ellas ni sus médicos había podido tocar”.

Hay que recordar que el pronóstico será mejor en aquellas enfermedades detectadas en etapas más tempranas “el cáncer de mama puede ser curable si se detecta a tiempo”.

Por consiguiente y tomando en cuenta todas las variables, autoexplorarse y acudir a consulta médica con regularidad, es la mejor estrategia en el combate de esta enfermedad.

Para una exploración eficiente, se recomienda que no sea en la semana previa a la llegada de la menstruación ni durante su duración. “Es mejor dejar que termine, esperar al menos 5 días, para evitar la activación hormonal natural de las fechas, que estimula el tejido mamario”.