Las reparaciones cosméticas y el consumo de ciertos medicamentos son alternativas para cuidar las uñas con psoriasis. Esta enfermedad crónica y autoinmune se asocia al estrés, las infecciones y los resfriados.

Una investigación publicada en la Revista Farmacéutica SA resalta que esta condición causa desfiguración visible en la piel, lo que impacta de forma negativa en la calidad de vida del paciente y en su desenvolvimiento psicosocial.

El caso de las uñas, conocido como «psoriasis ungueal», es más común en las manos que en los pies. En general, afecta a más de la mitad de diagnosticados con la patología. ¿Quieres saber más al respecto?

Expresión de la psoriasis en las uñas

La psoriasis en las uñas inicia años después de la aparición de la enfermedad en la piel. Se nota por unas manchas blancas, amarillentas o marrones, y la pérdida de la transparencia de la uña. Asimismo, se forman hoyuelos o hay desmoronamiento. Entre otras cosas, puede tener las siguientes manifestaciones:

  • Onicólisis. Cuando la uña se separa del lecho ungueal, lo que eleva el riesgo de infección.
  • Hiperqueratosis subungueal. Producción de una sustancia calcárea bajo las uñas. Al presionar duele y, si la lesión es en los pies, el uso de zapatos molesta.
  • Aumento del grosor debido a posibles infecciones.
  • Sangrado visible en líneas delgadas debajo de las uñas.

Tratamiento para los síntomas de uñas con psoriasis

Estudios médicos relacionan la psoriasis con varias comorbilidades y plantean diversos tratamientos. En el caso de las uñas, los procedimientos son de efecto lento. Hacen falta al menos seis meses para sacar los residuos, en especial cuando el caso no es leve. El encargado de indicar la medicación adecuada es el dermatólogo. Los tratamientos abarcan lo siguiente:

  • Limpieza. Aunque no evita la psoriasis ungueal, es conveniente recortar, limar y asear para que no se acumulen bacterias y mejore el aspecto. Si antes de comenzar la limpieza se sumergen las uñas en agua tibia, se obtienen mejores resultados.
  • Aplicaciones tópicas que van directo a las uñas. Son esmaltes, ungüentos o cremas cuya composición se basa en tazaroteno, corticoides, calcipotriol y tacrolimus.
  • Medicamentos sistémicos.  Recetados cuando la psoriasis ungueal obstaculiza el uso de las manos o caminar. Abarcan fórmulas con metrotexato, retinoides, ciclosporina y apremilast. Su consumo afecta todo el organismo.
  • Terapias intrasensoriales. Se trata de inyecciones en el lecho de la uña.
  • Antimicóticos. Ya que existe peligro de infección, es probable la prescripción de medicinas para las dos afecciones.
  • Homeopatía. Algunos geles y cremas vendidas sin prescripción tienden a calmar los malestares de la psoriasis. No obstante, es importante verificar que los productos sean de marcas confiables.
  • Curas caseras. Si bien los remedios naturales generan alivio, antes de apelar a ellos consulta con un médico.
  • Quitar la uña. Si el especialista lo considera conveniente, recurrirá a cirugía, ,los rayos X o la concentración de urea para desprender la uña.

Cuidados y prevención de la psoriasis en las uñas

Apenas se muestren los síntomas de la enfermedad en otras partes del cuerpo o propiamente en las uñas, es fundamental ejercer los siguientes cuidados.

Esteriliza instrumentos de manicura y pedicura

Desinfecta las herramientas para limpiar las uñas, ya que la piel está propensa a infecciones y hongosHumedece una mota de algodón con alcohol y pásala por los cortaúñas y tijeras.

Recorta

Las uñas largas están más expuestas a traumatismos y acumulación de suciedad. Lo mejor es recortarlas para minimizar probabilidades de accidentes por enganches de pedazos desprendidos.

Opta por tijeras y no limas

El movimiento de las limas debilita las uñas enfermas. Lo adecuado son tijeras o cortaúñas para hacer un corte recto al frente y redondeado en las esquinas.

Nada de uñas postizas

La Alianza de Psoriasis y Artritis Psoriásica se refiere al camuflaje como una opción para mejorar la apariencia de la piel. Sin embargo, utilizar uñas artificiales agravaría el tratamiento. Como consecuencia, las uñas reales gestarían lesiones psoriasiformes por estrés y tensión, lo que se vincula al Fenómeno de Koebner.

No molestes las cutículas

Arrancar las cortezas perjudica la piel al punto de desatar un brote de psoriasis. Tampoco son recomendados los removedores de cutículas.

Hidrata

Una secuela de la psoriasis es la resequedad. Para hidratar, masajea con crema espesa siempre que sea posible. El lavado constante de manos puede agrandar el problema. Por eso, expertos de la Fundación Nacional de Psoriasis ofrecen sugerencias para manejar la enfermedad durante la crisis sanitaria.

Revisa los ingredientes del esmalte y quitaesmalte

Algunas pinturas contienen químicos que causan dermatitis. Igual sucede con los removedores. Busca esmaltes de etiqueta «5 Free», es decir, «sin tolueno, formaldehído, resina de formaldehído, alcanfor y ftalatos». En cuanto al quitaesmalte, que sea sin acetona.

Consejos adicionales

  • Usa zapatos cómodos. Los dedos necesitan suficiente espacio para que no duelan las uñas lastimadas al usar calzado.
  • No muerdas las uñas. No pellizques ni muerdas la piel que rodea las uñas.
  • Pule poco. Usa un bloque de pulido o una lima de grano fino. Hazlo con cuidado hasta que la superficie de la uña esté suave.

Guía médica para atender las uñas con psoriasis

Siempre que se apliquen los cuidados adecuados en el tiempo indicado, es posible mantener las uñas con un aspecto normal. Además, provocarán menos dolor y tendrán menos inconvenientes. De todos modos, hay que tener en cuenta que la psoriasis ungueal no se cura de la noche a la mañana. Los resultados del tratamiento se van dando de manera gradual.