Para nadie es un secreto que el romance que interpretaban Raúl Araiza y Daniela Castro en la telenovela Cadenas de Amargura traspasó la pantalla chica.

Sin embargo, el ahora consagrado conductor sorprendió al relatar que más allá del amor que la pareja mostraba en la telenovela, detrás de las cámaras vivían una “enfermiza” relación.

“Era un amor enfermizo, de idas y regresos. Ella me quería mucho, pero también me quería controlar y yo también, y no me dejaba”, contó Araiza en entrevista para el programa ‘La última y nos vamos’.

“Hicimos Cadenas de Amargura y sí eran de amargura porque nos madreábamos fuertísimo”, dijo el actor, aunque inmediatamente después agregó: “pero así éramos la ‘Dani’ y yo. Estábamos chavos”.

Posteriormente, el histrión contó que las peleas llegaron a los sets de televisión.

“Nos dábamos unas peleadas en el camerino, llegaba a tocar Carlos Sotomayor, el productor, y nos decía ‘chicos, ya salgan’”.

De acuerdo a Raúl, las discusiones surgían debido a los celos que Daniela tenía cuando él grababa escenas con Cynthía Klitbo. “Daniela me decía ‘¡¿por qué besas a Cynthia Klitbo así?!’, porque Cynthia me daba unos besotes”.

Por último, Raúl Araiza dejó en claro que ahora tanto Daniela Castro como él se ríen al recordar todo lo que vivieron en aquella época, pues luego de cinco años de romance, cada uno hizo su vida con otras parejas.