El hermano de Alan Pulido, delantero del Olympiacos, consididera que la historia sobre el escape de Alan es «imposible», por lo que le cuesta trabajo creer que sea cierto todo lo que el futbolista realizó para escapar.

«Está muy díficil de creer, te lo digo sinceramente, imposible», declaró Armando Pulido en entrevista con Adela Micha. Además relató cómo sucedieron las cosas, todo esto en palabras expresadas por su hermano y por las autoridades de Tamaulipas.

«(Alan y yo) hablamos un poco de lo que pasó. Lo tenían amenazado con una pistola, le dijeron que no volteara y que no dijera nada porque le iban a soltar un balazo. Había dos (cuidándolo), vio un descuido, creo que ya se había liberado de tobillos y manos, se levanta de la cama, forcejearon y le quitó el teléfono, el chavo cayó y le empezó a dar de patadas», narró Armando Pulido.

Sobre las acusaciones que el ex delantero de Tigres habría recibido una fuerte cantidad de dinero por parte del gobierno por participar en el supuesto secuestro, Armando negó que esto fuera cierto, pues no tienen contacto con ninguna persona del medio.

Pulido fue privado de su libertad el pasado domingo en Ciudad Victoria, después de que saliera de una fiesta y lo ‘levantaran’ en la carretera, en la madrugada del lunes fue liberado por las autoridades del estado.