De acuerdo con AP el pasado 14 de agosto, ante una corte de Los Ángeles, Salma Hayek denunció acoso hacia su familia por parte de dos mujeres.

Según el expediente BS156727, que se levantó para formalizar la petición de órdenes de restricción en contra de Liana Geordie Phillippon, de 25 años, y Odette Bodagh, de 35, Salma pidió al juez protección para ella, su esposo Francois- Henri Pinault y su primogénita Valentina Pinault, para que las mujeres no puedan tener contacto con ellos.

De acuerdo al informe que consta en la Corte, las mujeres no podrán estar a 100 metros de la mexicana. Salma las acusó de robo de identidad y haberla amenazado de secuestrar a su hija, motivo suficiente para que el juez M. D. Fried ordenara a Philippon y Odette dejar de suplantar la identidad de la actriz y mantenerse alejada de ella y de su familia, ya que de hacer caso omiso, podrían tener severas consecuencias.

En caso de que dicha orden sea violada, Salma puede pedir ayuda al Departamento de Policía o a la oficina del sheriff, ya que de acuerdo a la versión que Hayek presentó a la corte, el caso surge de un extraño patrón de comportamiento por parte de dos personas mentalmente perturbadas.

Las mujeres realizaron todo tipo de trucos para conocer a la familia de Salma Hayek y obtener información de diversas maneras, ya que se hicieron pasar por actrices o celebridades para acercarse a ella, además de que trataron de engañar a la pequeña Valentina, haciéndose pasar por su madre.

Las acusadas no han hecho declaración alguna al respecto y será el 4 de septiembre cuando el juez decida si extiende o no la orden de alejamiento en contra de ambas.