Agencias.- Nintendo, la empresa japonesa de videojuegos ha sido acusada de homofóbica en las redes sociales luego de anunciar que corregiría un «error de software» por el que dos hombres no podrían casarse en uno de sus videojuegos y por calificar a dichas relaciones como «extrañas» o «impropias».

Se trata del juego ‘Tomodachi Collection: New life’, un simulador social que salió al mercado el pasado 28 de abril para la consola portátil Nintendo 3DS, lo que llamó la atención en las redes sociales fue el hecho de que dos personajes masculinos puedan bañarse juntos, embarcarse en un viaje romántico, contraer matrimonio o incluso adoptar hijos.

Nintendo comunicó que el hecho de que dos jugadores varones pudieran entablar una relación ‘virtual’ se debía a un «error de software» lo que desató las primeras críticas en Internet, después de esto la compañía anunció en un comunicado haber «arreglado y solucionado» una serie de «problemas y errores de software» del juego a través de un parche que podrá ser descargado próximamente.

Entre esos «errores» está el de que «las relaciones humanas se vuelven extrañas», la empresa utilizó concretamente el adjetivo japonés ‘okashii’, que puede traducirse por divertido, cómico, risible, extraño, o incluso, impropio.

Esto ha desatado las iras de muchos internautas japoneses y extranjeros en redes sociales como Twitter y Facebook donde se ha acusado a la multinacional de hacer gala de una actitud homófoba.