El miércoles de la semana pasada, los 10 gobernadores de la Alianza Federalista, representantes de los estados de:

Aguascalientes, Martín Orozco; Guanajuato, Diego Sinhue Rodríguez Coahuila, Miguel Ángel Riquelme; Jalisco, Enrique Alfaro; Colima, Ignacio Peralta; Michoacán, Silvano Aureoles; Chihuahua, Javier Corral; Nuevo León, Jaime Rodríguez; Durango, José Rosas Aispuro; Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca;

Enviaron un comunicado oficial dirigido al presidente electo de los Estados Unidos (EUA), Joe Biden, y la nueva vicepresidenta Kamala Harris, expresándoles que para las 10 entidades progresistas es importante impulsar una agenda bilateral que aborde desafíos en materia de comercio, migración y seguridad, entre otros temas.

En el mensaje escrito manifestaron su deseo de trabajar con la nueva administración de EUA, para construir una región competitiva, comercialmente integrada, segura y próspera, bajo el impulso y las oportunidades que brinda el Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC).

Los 10 mandatarios estatales informaron en dicha carta, el deseo que tienen de trabajar con la nueva administración norteamericana que arranca el próximo 20 de enero del 2021, para construir una región competitiva, comercialmente integrada, segura y próspera, bajo el impulso y las oportunidades que brinda el nuevo T-MEC.

De manera paralela, los mandatarios estatales destacaron el significado histórico de que una mujer ocupe la vicepresidencia, siendo una distinguida posición, y expresaron su deseo de renovar y fortalecer la relación entre ambas naciones, desde el respeto, la cooperación y la responsabilidad compartida.

En el posicionamiento, los gobernadores destacaron la importancia de impulsar una agenda bilateral que aborde desafíos en materia de comercio, migración y seguridad, entre otros temas.

“Los gobernadores de la Alianza Federalista resaltaron la importancia de una agenda bilateral integral que aborde los desafíos comunes en materia de comercio, migración y seguridad, pero que apueste también con audacia y decisión hacia nuevos objetivos, como la protección al medio ambiente en el contexto del cambio climático, las energías limpias y renovables, la certidumbre jurídica a las inversiones, la democracia y los derechos humanos como principios compartidos de convivencia política”, dice el comunicado.

Mientras esto sucede entre los aliancistas, el gobierno federal mexicano, no se ha abierto a reconocer dicho triunfo argumentando el respeto a la no intervención externa que marca la doctrina Estrada.

Sin embargo, la semana pasada el gobierno federal mexicano emitió su posicionamiento oficial sobre este tema a través de un comunicado, en el cual se califica a Joe Biden como “presunto presidente electo”, lo cual generó cuestionamientos.
Al respecto, la embajadora de México en Estados Unidos, Martha Bárcena, trató de justificar el adjetivo al acusar problemas en la traducción del documento.
Sin duda, la relación bilateral Mexico EUA se ha descompuesto y a partir de este jueves se verá más complicada, al resolverse de última hora el cancelar la demanda contra el ex secretario de la Defensa, Gral. Salvador Cienfuegos.
Esta medida significa que el aún presidente Donald Trump, la devuelve la copa al presidente López Obrador. Pero habrá que monitorear que opina al respecto el ahora presidente electo, Joe Biden. Se especula que lo que vendrá, será un nuevo episodio de encuentros y desencuentros entre la nueva administración y el gobierno de la 4T…