Ciudad de México.- Un profesor fue drogado y sufrió un intento de asalto por un hombre de aproximadamente 60 años con el que conversó en un autobús de la empresa Primera Plus mientras viajaba de Morelia, Michoacán, a San Miguel Allende, en Guanajuato.

El profesor identificado como Pablo Buniak, un argentino que reside en México, conversó con su presunto asaltante en el viaje que hizo el pasado 28 de abril, quien le regaló una lata de jugo cerrada. Al beberla, comenzó a sentirse somnoliento casi de inmediato. El hombre aprovechó el momento para tratar de robarle su mochila y su chamarra, pero Pablo no estaba del todo inconsciente por lo que logró grabarlo con su celular y compartió el video en sus redes sociales.

“Es deplorable, asqueroso lo que usted está haciendo. Espero que sienta vergüenza por lo que hace y pueda hacer algo que sirva más a la sociedad y a México”, encaró el profesor a su agresor, lo que éste negó mientras se tapaba el rostro con su mano y una gorra.

Después de preguntarle en repetidas ocasiones por qué trató de asaltarlo y por qué cubría su cara él señor se levantó de su lugar, se sentó junto a Pablo y le cuestionó : “No sé a qué se deba que digas eso”. Minutos después el supuesto agresor bajó del autobús en la parada de Celaya, Guanajuato.

Por la sustancia toxicológica que ingirió, Pablo tuvo que ser internado una noche para que le hicieran un lavado de estómago, además, señaló que el estado de confusión y debilidad muscular en el que entró no le permitieron estar de pie en tres días.

El argentino denunció en su cuenta de Facebook que hasta el día de hoy la empresa de transportes Primera Plus no ha respondido su denuncia y la acusa de no pedir la identificación de los pasajeros al abordar.