El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, anunció que los gobiernos estatales y las empresas tienen su autorización para comprar vacunas contra el Covid-19, pero deberán seguir un procedimiento.

“He dado instrucciones al Secretario de Salud (Jorge Alcocer Varela) para que hoy mismo emita un comunicado estableciendo de que cualquier empresa o gobierno local que quiera adquirir vacunas para aplicarlas en México tiene autorización, solo que deben de anexar a la solicitud el contrato de adquisición de las vacunas, la cantidad y la farmacéutica, a todos en general, público y privado”, declaró.

López Obrador destacó que si alguien desea obtener las vacunas, éstas deberán provenir de laboratorios autorizados o que estén por autorizarse en la República.

“Existe un plan nacional de vacunación, nosotros vamos a cumplir con el compromiso de vacunar a todos los mexicanos, (la vacuna) es universal y gratuita, ese es nuestro compromiso y estamos aplicando ese plan y adquiriendo las vacunas. Es más, ya se tienen los contratos, ya tenemos el presupuesto”, afirmó.

Además, el político manifestó que permitirá la compra de las dosis para que la ciudadanía confíe en que el gobierno federal no está aprovechando para crear un monopolio con ellas.

“¿Por qué estoy dando esta instrucción? Porque no quiero que se malinterprete de que hay empresas que quieren comprar vacunas y no se les permite porque el gobierno ejerce un monopolio. Lo mismo en el caso de los gobiernos estatales, ¿quieren adquirir vacunas? están en libertad para hacerlo”, explicó.

El presidente aseveró que no consentirá que este tema se preste a “politiquerías” ni se utilice con fines electorales porque “esto es un asunto muy serio, entonces es mejor definir las reglas: no va a haber retrasos en las autorizaciones (…) también para que no anden engañando diciendo ‘voy a comprar’ y resulta que no hay en los centros, que es pura demagogia”.

Pese a las facilidades de compra que está otorgando, negó que las empresas privadas vayan a poder comprar y revender las vacunas a precios altos o que los estados puedan utilizarlas para generar adeptos.

“No hay problema porque no es fácil conseguir la vacuna, desgraciadamente no alcanza la producción; nosotros estamos obteniendo la vacuna porque ya llevamos 8 meses en negociaciones, porque tenemos muy buenas relaciones con los gobiernos extranjeros y tiene mucha autoridad moral el gobierno de México; entonces nos están ayudando las farmacéuticas, los gobiernos, pero no es fácil conseguir la vacuna”, puntualizó.

Andrés Manuel López Obrador también prometió que en cuanto se tengan todas las dosis, el país tendrá la capacidad de proteger a 3 millones de mexicanos por semana.