Por: Redacción

Ciudad Victoria, Tamaulipas.- A pesar de que durante décadas los tamaulipecos han padecido de una falta de justicia laboral, hoy las quejas de los trabajadadores tanto municipales como estatales siguen a la orden del día.

Al respecto la propia secretaria del Trabajo en Tamaulipas, María Estela Chavira Martínez, aseveró que si un trabajador opta por el retiro o despido voluntario, recibirá lo que tenga que recibir, siempre conforme a la ley.

Pero en contra parte, los casos de despidos forzosos e injustificados crecen en todos los rincones de la entidad, sin que se llegue a acuerdos favorables entre las partes involucradas.

Ya desde el pasado 26 de octubre un grupo de empleados de la Secretaría de Administración se manifestaron en la Torre Bicentenario por presuntos despidos injustificados de la plantilla del gobierno.

Según los afectados, les hicieron firmar un oficio con la renuncia voluntaria, pero que ellos, dijeron, no redactaron ni tenían intención de abandonar su trabajo. Señalaron que no les han pagado su salario correspondiente a este último mes y sólo están despidiendo a empleados de confianza.

Según los inconformes son más de 20 trabajadores en las mismas condiciones, tán sólo de la Secretaría de Adminstración.

En Padilla y de Güemez sufren de represalias laborales

Esta situación no es única de la administración estatal, pues en los municipios las protestas de los trabajadores tampoco se han hecho esperar.

En noviembre, un grupo de empleados del Ayuntamiento de Padilla, denunciaron que fueron despedidos de manera injustificada por el alcalde del citado municipio, Eduardo Alvarado.

Los manifestantes indicaron que son por lo menos 69 trabajadores de base los que fueron despedidos sin justificación alguna, además, mencionaron que no hubo pago de liquidación ni la entrega del documento de despido. Ante tal situación, los trabajadores se vieron obligados a trasladarse a esta capital para exponer a los diputados locales su situación laboral.

En tanto, apenas el pasado 12 de diciembre los empleados sindicalizados de Güemez amenazaron con estallar una huelga por los despidos arbitrarios que se están dando en aquel municipio.

Y para hacer eco de sus demandas, se plantaron frente al Palacio de Gobierno de esta capital, para denunciar cómo la nueva administración municipal les ha bajado los sueldos y además ya ha despedido de manera injustificada a cinco trabajadores.

Señalaron que las autoridades municipales están actuando con el pretexto de que le deben de dar la oportunidad de trabajar a más gente, pero señalan que esto es una injusticia porque al menos esta plantilla laboral ya estaba desde la anterior administración de Carlos Cárdenas González, hoy nuevamente alcalde de ese municipio.

“Hay documentos de la entrega recepción de aquella administración, donde constan los salarios que datan de la primera administración de Cárdenas González”, señalan.

Y agregan que hay empleados que antes ganaban dos mil 300 pesos, pero ahora les quieren pagar sólo mil 300 pesos así, sin explicación alguna.

María Luisa De León Molina, quien habló a nombre de los trabajadores, explicó que son 21 empleados sindicalizados de los que 14 se encuentran en esta situación y que están siendo presionados por la autoridad municipal.

Dijo que a pesar de que están laborando de manera normal, desde que inició esta administración no se les ha pagado su sueldo, por lo que no descartó que puedan estallar en huelga ante esta situación.

El sur del Estado, con más mil demandas

En tanto en los Ayuntamientos de la zona sur, estos son los que cuentan con la mayoría de las denuncias en toda la entidad, según señala el Subsecretario del Trabajo y Previsión Social Miguel Ángel García Ahedo.

“Tampico, Madero y Altamira, son de los municipios con más denuncias, la mayoría de ellas por despido injustificado”, comentó.

Destacó que actualmente en la dependencia a su cargo se analizan más de mil asuntos de ésta índole tan sólo en los mencionados ayuntamientos.

Además, agregó que Reynosa es otro de los municipios que más enfrentan éstas denuncias, en lo que toca a la zona norte del Estado.

En enero y febrero más denuncias: Conciliación

Funcionarios del Tribunal de Conciliación y Arbitraje para los Trabajadores, no descartan que dentro de las siguientes semanas pueda incrementarse el número de demandas porque se prevé que durante enero y febrero todavía continúen las bajas en las diferentes secretarías de la administración estatal.

“Sabemos que siguen pidiendo renuncias a muchos servidores públicos por lo que eso podría dar pie a que entonces si registremos un incremento de demandas en los siguientes días o semanas”, dijeron los encargados, quienes omitieron revelar sus nombres.

Y mencionaron que a la fecha suman unas 200 demandas sólo de municipios como Reynosa y Matamoros, las hechas ante la autoridad laboral.