Por: Enrique Jonguitud

En su primera entrevista al pisar el Palacio como Gobernador de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca dijo que se investigará a detalle el destino de los recursos de la deuda que le hereda la administración priista.

“No sabemos si hay un mal uso, lo que sí sabemos es que es una deuda desmedida y, sin rencores, pediremos que se hagan los análisis correspondientes y saber a dónde se fue ese dinero”.

El gobernador atendió a los reporteros, apenas bajándose de la camioneta en la que se trasladó y allí, dijo que se investigarán los fideicomisos que tenga el gobierno estatal, para aclarar el manejo de las finanzas.

También declaró: “yo no estoy en contra de que los gobiernos se endeuden, el problema es la aplicación de los recursos, y si hay responsabilidad de alguien se aplicará la ley, no más impunidad”.

Señaló que el problema no es la corrupción sino la impunidad, la cual es madre de la primera, por lo que se llevarán a cabo las investigaciones necesarias para detectar cualquier anomalía.

Respecto a los acontecimientos de violencia registrados ayer en Reynosa, señaló que la información que le dieron las
fuerzas federales al Gobierno del Estado es que se trató de una investigación que derivó la persecución de un delincuente, por lo que se generaron bloqueos y quemas de llantas en la ciudad.

“Son las prácticas que tiene el crimen organizado para distraer a las fuerzas federales de su trabajo y que ellos puedan ir en contra de esos delincuentes, esa es la información que nos dan, pero puedo decir una cosa, que no vamos a ceder ni un centímetro, los que tienen temor son los delincuentes porque vamos a aplicar todo el rigor de la ley”, dijo.

Dijo que a este respecto se ha ganado la confianza de los sectores productivos, de la sociedad civil y que saben que
les responderá a la altura de las circunstancias porque tienen un gobernador que va a actuar en contra de la delincuencia y aunque los resultados no se darán desde el primer día, sí de manera gradual.