CIUDAD VICTORIA.-Poco más de 290 millones de pesos costará al estado y federación reparar los daños causados por las lluvias de septiembre de este año en Tamaulipas.

Este monto se dividirá entre el gobierno de Tamaulipas y la federación a través del Fondo Nacional de Desastres Naturales que, de acuerdo a las reglas de operación podría en algunos rubros aplicarse el paripaso y en otros como el de carreteras, la aportación podría variar en aquellos tramos en los que ya se han aplicado recursos por del Fonden por haber presentado daños de fenómenos anteriores.

Así lo explicó a través de una videoconferencia el Director General para la Atención a Emergencias de la Secretaría de Gobernación, José María Tapia luego de conocer el monto total de daños ocasionados por el exceso de humedad de ambos fenómenos en los que se destacan con mayores afectaciones la infraestructura carretera e hidráulica de 8 municipios de Tamaulipas hasta con más de 124 millones de pesos y cerca de 100 millones respectivamente.

Además se sumaron otras acciones en materia de infraestructura urbana que en total suman 290 millones de pesos en daños que tendrán que ser reparados.

La reunión fue presidida por el Gobernador de Tamaulipas Egidio Torre y los representantes de cada uno de los subcomités de evaluación de daños de las dependencias estatales y federales.

Los resultados emitidos de los diagnósticos, fueron evaluados por separado de acuerdo a las afectaciones que cada fenómeno ocasiono en diferentes regiones de Tamaulipas.

ejb