Por: Enrique Jonguitud

Ciudad Victoria.- Debido a que la maquiladora Kemet, ubicada en la capital de Tamaulipas, surte pedidos de capacitores para equipo médico, entre ellos respiradores mecánicos, el gobierno federal declaró su operación como una actividad esencial.

Con lo anterior, queda conjurado el amago de paro laboral, ya que los trabajadores pedían ser enviados a sus casas hasta que se supere la pandemia por el Covid-19.

En entrevista, Dolores Zúñiga Vázquez, Secretaria General del Sindicato de Maquiladoras de Victoria, señaló que con la determinación, mil empleados de la maquiladora tienen que presentarse a laborar a la planta de Ciudad Victoria.

“Hicieron un paro de labores los trabajadores porque no sabían si la empresa era esencial o no, lo cual el paro provocó que viniera un inspector federal y checara la planta, checara los pedidos y ahí fue donde dijeron: si tiene que seguir trabajando por ser esencial”, señaló.

Zúñiga Vázquez explicó que la razón por la cual se determinó tal situación, se debe a que la maquiladora fabrica capacitores para aparatos de uso médico, como respiradores y marcapasos para el corazón.

La líder sindical también detalló que por ello los empleados fueron requeridos a regresar a sus puestos de trabajo, por lo que la empresa reforzó las medidas sanitarias.

Dijo que, repartidos en tres turnos, continúan laborando 500 obreros sindicalizados, y 500 de confianza, no obstante la mayoría de los trabajadores acuden con el miedo a contagiarse del Covid-19.

La ventaja dijo, que al acudir a su empleo, los obreros reciben el cien por ciento de su salario y prestaciones, además de que la empresa ha optado por entregar un bono extra, y aumentar el número de camiones que transportan al personal.