Por: Antonio Yong

Ciudad Victoria, Tamps.- El Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación en Tamaulipas (SNTE), se sumó al proyecto de reubicación de alumnos que pudieran ser deportados por Estados Unidos, aseguró el Secretario General de la Sección 30 Rigoberto Guevara Vázquez.

Al igual que los dirigentes nacionales, señaló que en el Estado se acondicionarán cinco municipios fronterizos en los que se buscará la adhesión de alumnos que residían en la Unión Americana y que pudieron ser repatriados.

Comentó que en los municipios donde se ha reforzado las aulas son en Nuevo Laredo, Miguel Alemán, Reynosa, Río Bravo y Matamoros.
Una de las tareas que se llevará a cabo en coordinación con la Secretaría de Educación de Tamaulipas afirmó que es la reubicación de niveles educativos de cada alumno que llegue en calidad de deportado.

“Hemos tenido una implementación en algunas instituciones educativas de la frontera ya tenemos en Laredo, Miguel Alemán, Reynosa, Río Bravo y Matamoros, escuelas donde recibiríamos alumnos que hayan sido deportados y que podíamos dar una atención preliminar para poder distribuir junto con la SET al nivel donde corresponda cada alumno eso es una implementación buena para ayudar a la autoridad distribuir a niños y jóvenes”, exclamó.

Para que el déficit de maestros no afecte la operatividad de los demás planteles, Guevara Vázquez aseguró que algunos de los maestros jubilados se han sumado a la reubicación y prestación de su servicio para los jóvenes que pudieran ser repatriados.

La materia con mayor demanda se prevé que sea el inglés.

“Tendríamos que ir buscando, en Estados Unidos es por número el grado de estudio y tenemos gente preparada hay disposición habría que decirles que no es remunerativo son nuestros maestros jubilados que tienen experiencia y están colaborando con ese proyecto y tenemos especialistas de todos los grados académicos e incluso de inglés”, aseveró.