Ciudad de México.- Una mujer hizo hasta lo imposible para borrar sus fotos íntimas del teléfono de su exnovio, luego de presentir una pornovenganza.

Jana Hocking, productora de televisión australiana, reveló a The Sun, que se arrepintió de enviarle a una fotografía de sus senos a quien entonces era su pareja.

Sin embargo, cuando rompieron la relación no terminaron nada bien y ella no podía con el temor de que él pudiera vengarse.

Sabía muy bien que tenía una foto mía. Era muy real que podía vengarse. Así que hice algo que nunca pensé que haría”.

¿Cuál fue su hazaña? Infiltrarse en su casa para asegurarse de eliminar todas las pruebas. Bueno, la única prueba.

Llegué a su casa muy tarde en la noche, cuando supe que estaría dormido, me escabullí por la ventana mientras estaba roncando escandalosamente, tomé su teléfono, pasé las fotos y la encontré”.

Inmediatamente eliminó la imagen y se escabulló de la casa sigilosamente.

Hasta el día de hoy, agradezco a Dios que la identificación de huellas dactilares no se hubiera inventado todavía. Sin embargo, me puse a pensar, ¿es esto lo que las mujeres tenemos que correr para protegernos en línea?”.