Turquía.- Un ladrón se llevó el gran susto de su vida cuando intentó robar en un campo de tiro (Atis Poligonu) y tras ver su reflejo en un espejo huyó rápidamente del lugar.

Los hechos ocurrieron en la ciudad de Antalya, Turquía, el pasado 9 de febrero en un establecimiento especializado para la práctica de armas de fuego.

Cámaras de seguridad del lugar lograron captar el ocurrente momento en el que el sujeto después de haber entrado por una ventana ve su reflejo y corre sin pensarlo dos veces.

Por su parte el propietario del lugar siempre estuvo al tanto de la situación debido a que la alarma se activó. Agregó el empresario que le sorprendió pues para entrar a un lugar como ese se requiere pasar por grandes sistemas de seguridad.