PATROCINADO POR: HOTEL PANORÁMICO

Aunque no tuvo participación frente a Chile por decisión táctica de Juan Carlos Osorio, Rafael Márquez mantuvo su rol de líder tras la goleada y eliminación de la Copa América.

De acuerdo con una fuente cercana a la Selección, fue el central quien levantó la voz en el vestidor, tras la mayor derrota en la historia del Tri en partidos oficiales.

Rafa, quien antes del encuentro ante Chile se ausentó un par de días de las prácticas por el nacimiento de su hijo, fue notificado personalmente por Osorio el pasado viernes que no iniciaría ante La Roja, por una “decisión táctica”.

A pesar de no haber jugado, Márquez alzó la voz en el vestidor y pidió a los seleccionados que levantaran la cabeza y “todos” ofrecieran disculpas a la afición, tras la vergonzosa actuación.

El veterano, de 37 años, hizo hincapié en que “todos eran todos”, incluidos Javier Hernández y Guillermo Ochoa, quienes durante la Copa América habían evitado el contacto con los medios; por ende, ambos, de inmediato dieron la cara y se disculparon con la gente.

De acuerdo con la misma fuente, Márquez se ratificó como el líder del Tricolor, pues incluso en la banca durante el cotejo ante Chile, se le vio hablando fuerte con Osorio y el resto de los suplentes.

En contraparte, quien es señalado como ‘cabecilla’ del Tri, pero para mal es Javier Hernández, pues aprovecha su condición de figura y goleador para decidir qué quiere y qué no quiere hacer, por ejemplo, no hablar con la prensa bajo el argumento de que en México ha sido muy criticado.

Del lado directivo, se sabe que Decio de María, presidente de la FMF, así como Guillermo Cantú y Santiago Baños, coincidieron en que fue un golpe muy duro, pero hasta ayer no estaba considerado un cambio de director técnico, aunque dejaron claro que un ridículo mundial, como la goleada ante Chile no se puede repetir.

PANORAMICO222